Próximas actividades



Afíliate!!
Caja de Herramientas

Caja de Herramientas de la UJCE

Canal Vídeos
Tercera Información

No a la impugnación de las oposiciones de Maestros en Castilla y León

La Juventud Comunista en Castilla y León queremos denunciar que el anuncio del gobierno de impugnar la convocatoria de oposiciones de maestros y maestras en Castilla y León supone un nuevo ataque a la educación pública y a los derechos y estabilidad de los trabajadores y trabajadoras de la educación.

La Juventud Comunista creemos que en un momento de crisis económica en el que la oferta de empleo público debería aumentar, la cifra de 540 plazas ofertada por la Junta es escasa e insuficiente. Querer reducirla aún más, muestra que las políticas antisociales del PP y del PSOE están encaminadas a contemplar la crisis como una oportunidad para impulsar la degradación de la escuela pública y la desmantelación de este servicio público para fomentar su privatización.

La Juventud Comunista en Castilla y León queremos denunciar que el anuncio del gobierno de impugnar la convocatoria de oposiciones de maestros y maestras en Castilla y León supone un nuevo ataque a la educación pública y a los derechos y estabilidad de los trabajadores y trabajadoras de la educación.

La Juventud Comunista creemos que en un momento de crisis económica en el que la oferta de empleo público debería aumentar, la cifra de 540 plazas ofertada por la Junta es escasa e insuficiente. Querer reducirla aún más, muestra que las políticas antisociales del PP y del PSOE están encaminadas a contemplar la crisis como una oportunidad para impulsar la degradación de la escuela pública y la desmantelación de este servicio público para fomentar su privatización.

Ambos gobiernos, la Junta del PP y el central del PSOE, van de la mano en sus políticas contra lo público y contra la educación, pues aunque en sus discursos oficiales intenten negarlo la realidad es evidente:

La Junta de Castilla y León ha reducido un 5,5% el presupuesto en educación (un 6,26% si atendemos a las enseñanzas escolares), mientras el destinado a la educación privada aumentó en un 91,4 en la última década, lo que pone en evidencia que la conserjería de educación está apostando por la enseñanza concertada y privada en detrimento de la pública.

El PSOE por su parte ha reducido a la mínima expresión la sustitución de las bajas, lo que supondrá la reducción del profesorado y un aumento del número de alumnos por aula, cuya consecuencia es una disminución de la calidad de la enseñanza. En el marco de la Ley Orgánica de Educación impulsada por este partido no se establece el papel de la escuela pública como eje vertebral del sistema educativo, consolidando una doble red pública y privada-concertada. Esto es una clara apuesta por lo privado, que supone de facto la elitización de la educación.

Así mismo desde la Juventud Comunista queremos denunciar que desde que se comenzó el plazo de puesta en marcha del concurso de oposiciones, las y los concursantes han sufrido la incertidumbre ante la posibilidad de que no se convocasen, y ahora una vez que ha pasado el plazo de matriculación se trata de impugnarla, continuando con la agresión a las y los opositores y al esfuerzo que han venido realizando.

Desde la Juventud Comunista de Castilla y León defendemos un modelo de Educación pública, libre, gratuita, universal, laica, científica y de calidad. Por ello exigimos no solo que no se reduzca, sino que se aumente las inversiones en educación (incluida la etapa de 0 a 3 años) y se incremente hasta cubrir las jubilaciones las plazas de maestros y maestras que garanticen la calidad en la enseñanza (y no el 30% como ahora).

Las y los jóvenes comunistas defendemos el papel central de la escuela pública en el sistema educativo y el fin de los conciertos, pues no se puede dar dinero de todos y todas a instituciones privadas que en su mayoría son escuelas religiosas que perpetúan el dominio ideológico de la Jerarquía católica, elemento antagónico con una enseñanza científica.